Un destino para cada turista: sensaciones y experiencias.

La ponencia que tuvo lugar en nuestro pasado evento FUTURISMO 2018 a cargo de JOSE LUIS LEAL dio la oportunidad a los asistentes de conocer una premisa básica del sector: existe un destino para cada turista y cada turista busca un destino concreto.

Jose Luis Leal presta sus servicios en Ernst & Young, ahora también conocida como EY, una de las más importantes firmas de servicios profesionales del mundo, que incluyen auditoría, contabilidad, asesoría legal, estudios actuariales y asesoramiento en la gestión de la empresa. En esta edición, celebrada en el auditorio Infanta Leonor de Los Cristianos el día 23 de mayo de 2018, contamos con él para que nos hablara de qué es lo que actualmente busca el turista en sus contrataciones de viajes y cómo la oferta se está adaptando a estas demandas y el papel importante que juega el destino del viaje.
Hoy en día, buscamos sensaciones, experiencias y emociones en todo lo que hacemos y más si estamos planificando un viaje fuera de nuestro lugar de residencia; buscamos tener un recuerdo, un intangible pero que esté con nosotros de por vida y de eso la oferta hotelera ya es consciente, así como las aerolíneas que adecúan su oferta a estas nuevas exigencias del turista. Sin ir más lejos, el alquiler de vivienda vacacional, respecto a las habitaciones de hotel, es un elemento en auge ya que la experiencia de nuestra estancia no se vive igual ni con la misma intensidad en una habitación de hotel, mucho más fría, que si disponemos de un espacio que podemos hacer nuestro. Buscamos sensaciones y experiencias interactuando con la ciudad, mediante los servicios públicos como pueden ser los de movilidad o sostenibilidad con los ciudadanos que residen en la misma o con otros turistas.
También nos habló de la evolución de las economías y de cómo hay economistas que ya hablan de la “experience economy” o cuál es el valor de las sensaciones, de esas nuevas formas de relación entre turista y destino, es decir, hay un cambio de cultura debido a esas sensaciones y experiencias que cuando vamos de viaje queremos guardar dentro de nosotros.
Normalmente el resultado de la experiencia de viaje está desconectado desde que salimos de nuestra casa hasta que volvemos. Jose Luis nos preguntaba si podía haber alguna oportunidad de que el destino de cada viajero aportara ese elemento agregador de todas las experiencias que tenemos cuando visitamos algún lugar del mundo y llegue a hacerlo inolvidable y si podría ese destino beneficiar al residente y pudiera crearse una relación entre residente-turista (invitado). Para responder a estas preguntas tenemos que hablar del previaje y de cómo se puede sincronizar la oferta y demanda y cómo adecuar los recursos que siempre son limitados para mayor sostenibilidad. Hablar también del ‘durante el viaje’, una parte importante: durante esta fase se puede crear la marca del destino y lanza una pregunta: ¿se podría personalizar la experiencia del turista preservando la cultura e identidad del destino? Sobre el postviaje incidía en la posibilidad de que el turista, ya convertido en invitado, siguiera manteniendo una relación con el destino y con sus residentes, como ocurrió en el caso de Texas, donde sus moradores eran los que decían a los turistas qué es lo que se hacía en esa ciudad, proponían actividades, compartían experiencias, etc.
Como conclusión, Jose Luis planteaba los puntos principales de la ponencia: la diferenciación ofertando a día de hoy experiencias y sensaciones que ya no son el futuro si no la realidad de hoy en día; que para esas experiencias los datos son fundamentales y que son la materia prima de las decisiones que tomamos y nos pregunta qué papel quiere jugar el destino en esta transformación en la forma de viajar y visitar y, sobre todo, qué papel queremos jugar nosotros para que el siguiente turista se lleve la misma experiencia del último amigo que nos visitó, ya que esta persona deja de ser un visitante para convertirse en alguien con experiencias, emociones y sensaciones sobre el lugar que visitó que quedarán siempre en su memoria.

 

Deja un comentario