¿Qué ha pasado con el turismo ruso?

  1. Fuente: bookstyle

    El turismo ruso ha sido uno de los mercados más queridos en España en los últimos años, ya que, en comparación con los turistas de otros países extranjeros, éste gasta un 60% más en el destino.

Estamos hablando de un turista de clase media o media alta, con una gran capacidad de gastar en el destino. Un turista que busca el buen clima sureño de Europa, cuyo producto preferente es el de sol y playa.

El turista ruso ha estado relacionado con las inversiones en España, especialmente en la compra de viviendas. Durante los años de mayor llegada de turistas rusos, la compra de viviendas por éstos tuvo un mayor peso, sobre todo las viviendas de lujo, debido a la puesta en marcha de la Ley de Emprendedores que permitía visados a aquellos que adquieran una casa de más de 500.000 euros.

Fuente: frontur

El turismo ruso ha evolucionado desde el 2009 con 420.000 llegadas hasta que, en 2013, el número de turistas llegó a rozar los 1.600.000. Una cifra que, hasta hoy, no se ha superado.

Fuente: hosteltur

Pero con la llegada de la crisis económica de Rusia y la devaluación del rublo, esto tuvo como consecuencia un impacto negativo y, por consiguiente, la reducción del turismo ruso. El rublo ha llegado a tener caídas del 50% frente al dólar estadounidense, además de las sanciones económicas de la Unión Europea y Estados Unidos a Rusia tras el conflicto que tuvo con Ucrania y la caída del precio del petróleo. Debido a lo anteriormente mencionado, resultó en un gran golpe en la economía rusa, ya que las exportaciones de petróleo y gas se resumen en el 70%.

Durante los años en los que el turismo ruso ha estado estancado, el turismo en España ha estado formado principalmente por turistas procedentes del Reino Unido, seguidos de los alemanes y los franceses. Por otro lado, aunque en menor medida, los turistas procedentes de Italia, Estados Unidos y Holanda, también han formado parte del turismo español.

Sin embargo, a partir de 2017, este turismo ha conseguido recuperarse poco a poco, tras años de crisis. Entre los meses de enero y de julio de 2017, 640.000 turistas rusos visitaron España, logrando un crecimiento del 16’5% en comparación con 2016. Y, por consiguiente, los turistas rusos dejaron 1.012 millones de euros en el país.

Por otro lado, se espera que España pueda convertirse en el tercer destino más visitado por los rusos y, para ello, el Gobierno Ruso ha aclarado que será necesaria la colaboración entre ambos países para “agilizar trámites y promocionar destinos”.

Como se ha podido comprobar en este post: el turismo ruso ha ido variando a lo largo de los años. Esto es algo que hace que no sepamos muy bien cuál es el futuro que le depara a este turismo tan importante para el sector turístico español. Sin embargo, lo peor ya ha pasado. Ahora sólo queda aprender de esas bajadas y seguir sembrando mucho, para conseguir que los rusos sigan visitando nuestro país durante muchos años más.

Vitaliy Slyus.

Isora Darias Padilla.

Deja un comentario