¿Cómo satisfacer a los turistas del siglo XXI?

¿Cómo satisfacer a los turistas? Una pregunta que todo profesional y/o experto se ha cuestionado en su carrera profesional.  El #turismo, tan antiguo como el hombre, ha  evolucionado conforme a éste. Como prueba de ello, recordamos los avances en la movilidad de los viajeros y algunos de los importantes pioneros del #turismo, como  por ejemplo #ThomasCook, el primer agente de viajes o la aparición del ferrocarril . Marcado por los cambios que acontecen en la época, surge el #TurismodeMasas, con características y tendencias más simples que las actuales, sin embargo con la misma necesidad de adaptación a la demanda que requiere el sector turístico hoy en día.

 

Actualmente, el #turismo se caracteriza por sus constantes cambios y adaptarse a él, es una tarea que para muchos resulta desmesuradamente compleja. Los profesionales del sector centran su atención en la satisfacción plena del cliente, pero a veces, esto no es suficiente y son necesarios nuevos instrumentos que facilitan la actividad turística.

Los avances tecnológicos han provocado, en gran medida, la autonomía del cliente para decidir cómo viajar y a dónde ir, es ahora cuando el cliente se ha hecho con el poder de decisión y posee toda la información necesaria sobre el destino y sus recursos.

 

Retomando la pregunta retórica que nos cuestionamos al comienzo, buscamos entre las tendencias actuales y encontramos que los turistas realizan sus reservas mayoritariamente desde sus dispositivos móviles, consultan plataformas de comparación de precios entre distintas agencias de viajes online (OTA), páginas web (#TripAdvisor, web de opiniones) para conocer la experiencia de otros, en los alojamientos y están dispuestos a exigir un mejor servicio por un menor precio. De hecho, ha cambiado tanto el funcionamiento de la actividad turística que son los propios establecimientos, los que animan a sus clientes a promocionar de forma indirecta, los servicios y productos que estos ofrecen. El cliente quiere formar parte del #marketing del establecimiento y para la empresa, que mejor tarjeta de presentación que un cliente satisfecho que recomiende sus productos y servicios, a otros consumidores.

 

El factor experiencial, encabeza la lista de deseos en los trips y viajes de nuestros aventureros, rige el efecto de lo original y de los destinos exóticos. Los tipos de #turismo que hasta hace unos años parecían impensables, son #TopTrending en la actualidad, hablamos de viajes de socialización con otras tribus, viajes de voluntariado en destinos arrasados por catástrofes medioambientales, viajes para conocer las favelas en Brasil, viajes corporativos en los que se combina el trabajo y el placer, también llamados “#Bleisure”, o la necesidad de sentir diversión y lujo en una travesía, que se conoce como “#Glamping”, sin olvidarnos de nuestros Seniors y sus viajes del Imserso, y como éstas, decenas de tipologías que han surgido en los últimos tiempos.

Debido a los cambios del #turismo, a lo largo del tiempo,  los profesionales intentan adaptarse a las constantes variables del entorno, con un objetivo único, satisfacer a  todos los segmentos del mercado, dándoles productos personalizados y consiguiendo que vivan experiencias únicas. Sin embargo, es necesario ser críticos y plantearnos si es suficiente lo que ofrecemos y si cumplimos con las expectativas de satisfacción de nuestro clientes. Todo ello con el fin de mejorar el servicio y conseguir la #FidelizacióndelTurista. Gracias a la ayuda de la tecnología, cuantificamos el nivel de satisfacción de los clientes e intentamos averiguar en qué hemos fallado, para posteriormente corregirlo.

 

Concluyendo este artículo sobre cómo satisfacer al turista del siglo XXI, podemos decir que por un lado, los turistas demandan más productos y servicios que les hagan sentir emociones y crear #micro-momentos de experiencias. Y por otro, está la oferta, que a través del marketing tiende a dirigirse a segmentos más específicos, como por ejemplo, “los #Millennials”, jóvenes aventureros que desean experimentar situaciones nuevas y originales, o los viajeros del #TurismodeMasas, que buscan relajarse en un entorno tranquilo. En cualquier caso, observamos que, tanto el turista como los agentes turísticos, redirigen el #turismo, creando así no solo un momento de relajación y paz, sino una conexión del turista en cuerpo y alma con el destino elegido. El turista del #SigloXXI, busca algo más que la satisfacción, es por ello que creemos que la clave está en ofrecer un #EstilodeVida en vez de un viaje.

Deja un comentario